EMBALSE DEL SISGA

El Embalse del Sisga es una presa hecha de hormigón ubicada en el curso del río Sisga, en el municipio de Chocontá en Cundinamarca. Está situada a 55 kilómetros de Bogotá. Su construcción comenzó en 1948 y fue completada en 1951, la represa del Sisga se planeó y construyó para controlar las inundaciones en la Sabana de Bogotá, además se aprovecha para almacenar el exceso de agua que se produce en la temporada de invierno y poder utilizarla en época de sequía para abastecer a Bogotá.
  • Localización

A 55 kilómetros al norte de Bogotá, en jurisdiccion del municipio de Chocontá, Cundinamarca.

  • Poblaciones cercanas

Choconta, Sesquilé, Suesca en Cundinamarca.

  • Vías de acceso

Desde Bogotá, se toma la carretera central del norte que conduce hacia la ciudad de Tunja, se deben pasar por los municipios de Tocancipa, Gachancipa, llegar al alto del Sisga y ya llegaste.

  • Clima

Clima frio típico de los andes colombianos con una temperatura promedio de 15ºC.

  • Historia

Los estudios para construir el embalse comenzaron en agosto de 1948 y las obras se iniciaron en 1949, terminándose en los primeros meses de 1951. La construcción estuvo a cargo de Raymond Concrete Pile and Wiston Bros Inc., a través de la Caja de Crédito Agrario, Industrial y Minero.

  • Características generales

El embalse del Sisga tiene 148.2 Km2 de superficie, y desde su creación se ha convertido en un escenario destinado a la diversión y recreación. En el lugar se realizan diferentes competencias a lo largo del año en deportes de motor, vela y pesca deportiva. Debido a la profundidad del lago es posible practicar buceo y observar algunas especies que se han adaptado al lugar. Además, los visitantes pueden observar la vegetación nativa de bosques plantados y praderas para pastoreo de ganado que se encuentra en las cercanías.

La estructura de la represa tiene una altura de 52 m medidos desde la base hasta la corona la cual se encuentra a 2674.5 m.s.n.m., construida en concreto en su totalidad. Cuenta con un túnel de salida de 346 m de longitud con una sección transversal en forma de herradura de 8.5 m2 el cual opera como descarga de fondo con una válvula Howell Burguer de 42 pulgadas de diámetro, y con una capacidad máxima de 15 m3/s. El vertedero es un canal abierto revestido en concreto de 650 m de longitud, localizado en la margen derecha con una capacidad de 160 m3/s con el cual se obtiene un nivel del agua de 2672.45 m.s.n.m.. Para el control del comportamiento de la presa y sus estribos, desde el punto de vista de filtraciones, cuenta con 14 piezómetros de tubo abierto, los cuales se monitorean diariamente.

Aguas arriba de la presa se genera un gran embalse, la capacidad de diseño del embalse era de 101.2 Mm3 que se encontraban cuando la cota de la superficie del agua era de 2670.4 m.s.n.m., sin embargo en el 2004 la CAR actualizó la batimetría del embalse y encontró una variación del 11% con respecto a la capacidad original. La diferencia obedeció a la colmatación natural del embalse durante 53 años de funcionamiento y a la diferencia de los métodos utilizados en la época, este nuevo estudio determinó que la capacidad del embalse es de 94.3 Mm3, volumen del cual se considera útil el 95% y muerto el 5%.

Como sucedió con el volumen del embalse, en el diseño se contempló un área que luego de estudios detallados cambió. Inicialmente se estimaba un área de 653 ha, sin embargo en el 2004 se actualizaron los métodos de medición y se concluyó que el área es de solo 637 ha.

La cuenca que aporta sus aguas al embalse de Sisga es de 148.2 km2 de superficie, cuenca con un un aporte anual medio de 73.1 Mm3 equivalente a un caudal medio de 2.3 m3/s. El río San Francisco aporta más del 60% de esta contribución con 1.40 m3/s y la Quebrada Granadillo con 0.381 m3/s. Las demás cuencas aportantes no cuentan con registros de caudales, pero son importantes durante la temporada húmeda.

La orografía de la zona conforma un valle entre las cotas 2700 y 3400 m.s.n.m. enmarcado por dos ramales montañosos: la cordillera de Suratá al noreste y de Peña Blanca al suroccidente. La precipitación es moderada, con cerca de 1000 mm de precipitación media anual en la zona del embalse y con valores superiores aguas arriba. La cuenca posee un régimen unimodal, con una temporada lluviosa que inicia en mayo y se extiende hasta octubre, la temporada seca va de diciembre a marzo.

  • Fauna y flora

Dentro de la flora del embalse es posible observar especies como el pino ciprés y el pino pátula que son árboles representativos del bosque alto andino además del conocido en la zona como siete cueros, alisos, retamo espinoso, musgos, hongos, líquenes y en especial el frailejón, representativo de los páramos colombianos.

A la fecha no existen estudios sobre fauna del embalse.

  • Infraestructura

Junto al restaurante Refugio del Sisga existe la única zona de camping autorizada por la Corporación Autónoma Regional de Cundinamarca - CAR. No tiene costo acampar en esta zona. Existen algunas cabañas de alquiler en la zona.

No hay servicios ecoturísticos en este embalse. No se permite la navegación, si se permite la pesca deportiva y no tiene ningún costo.

  • Recomendaciones

Llevar ropa adecuada para el clima de páramo, impermeable, chaquetas, crema o bloqueador para la cara, gorros y guantes, ropa de repuesto, camara fotográfica. En cuanto a la alimentación si va a acampar es necesario llevar todos los alimentos. Si va a acampar no olvide su carpa y una buena bolsa para dormir. Recuerde no deje basura y no contamine las fuentes de agua.

LA HORA DEL PLANETA 2017

CADA AÑO SOMOS MÁS... TÚ TAMBIÉN SUMAS!!

¡NO MÁS OSOS DE ANTEOJOS ASESINADOS!

El problema ambiental no es una cuestión de interés sino de cultura. Muy tristes e indignados nos encontramos ante semejante bajeza... y la ley colombiana inexistente, ineficiente e indiferente ante nuestros recursos naturales... ¿Hasta cuándo? hasta que ya no quede nada que conservar abriremos los ojos!

#conservemosnuestrososos

Medidas de prevención frente a fiebre amarilla

El Ministerio de Salud y la Aeronáutica Civil, emitieron el primero de marzo pasado la Circular 0014, en la que señalan unas directrices para el control de la fiebre amarilla y de la exigencia de certificación internacional o carne nacional de vacunación.

Es importante señalar que la exigencia de la vacuna contra la fiebre amarilla, para algunos destinos en el país no es algo nuevo, aunque la circular introduce algunas modificaciones en cuanto a los zonas de alto riesgo. En este sentido es importante tratar de minimizar el nivel de preocupación que esto ha generado para no crear una alarma innecesaria. Leer más...